San Simón, la isla del pensamiento

Una vez pusimos un pie en la isla, comenzó la visita guiada. San Simón, como isla, no puede competir (y tampoco lo intenta) con otras islas cercanas como Cies o Ons, ya que éstas están orientadas a un turismo más lúdico de sol y playa. San Simón es una isla dedicada a la reflexión y a preservar el recuerdo de los hechos que allí sucedieron, entre los que cada uno de los edificios escribe un capitulo distinto en la historia.

Inicios

Lo primero que se puede ver al llegar es la capilla de San Pedro, construida y mantenida por frailes de diversas ordenes en sus diversos retiros espirituales, así como caballeros de la antigua orden de los templarios. Después de que tanto unos como otros fuesen expulsados de la isla, los piratas ingleses, liderados por Francis Drake, saquearon la isla en busca de oro, llegando a cortarle las manos al santo de la capilla para rebuscar en su interior hueco sin éxito.

Francis Drake siempre será recordado por los españoles como un saqueador y por los ingleses como uno de sus grandes héroes de siempre, siendo nombrado Sir. La historia siempre depende de quien la cuente, y de quien haya vencido. En este caso está claro quienes ganaron.

Entrada a la isla de San Simón

Entrada a la isla

Guia en la Isla de San Simón

Nuestra guia contandonos un poco de historia

Capilla de San Pedro

Interior de la capilla de San Pedro

La Batalla de Rande

Otro gran hito histórico que tuvo lugar aquí fue la batalla de Rande, en 1902, en la que Ingleses y Holandeses asaltaron los barcos españoles que llegaban aquí desde América con las bodegas bien cargadas de oro. Las fuerzas militares anglo-neerlandesas eran superiores a las franco-españolas, por lo que antes de dejar que se llevaran el botín, decidieron incendiar sus barcos en uno de los más legendarios “ni pa ti ni pa mi” de la historia. La leyenda en torno a los tesoros hundidos en la ensenada de Rande todavía perdura hasta hoy, aunque diversas expediciones recientes parecen no han encontrado ni rastro del oro.

Puente de Rande

Vista del puente de Rande desde la isla

Bateas

Zona de bateas

Bateas

Batea

Bateas

Batea de la Ría de Vigo

Una estatua del Capitan Nemo y de un buzo con escafandra saliendo del mar, en los alrededores de la isla, recuerdan el pasaje del libro 20.000 leguas de viaje submarino en el que el Nautilus apareció de repente en medio de esta batalla, pasando también a la historia en el mundo literario.

Hoy la entrada a la bahía de San simón, por el estrecho de Rande, está cruzada por el puente del mismo nombre, construido hace 35 años para comunicar ambos lados de la ría. El interior de la ensenada es una zona de bateas de las que viven muchos de los habitantes de los pueblos de los alrededores.

Puente de Rande

Puente de Rande

Gruas en el puerto

Grua en la zona del interior de la ría

La leprosería de San Simón

Después de los acontecimientos de la batalla de Rande la isla fue abandonada y habitada por monjes una y otra vez hasta que en el siglo XVII se decidió habilitarla como lazareto o leprosería. Durante casi 100 años la isla era un punto de control de enfermedades para los marineros que volvían de largas campañas de las rutas de las Américas. Se dedicaba la isla mayor (San Simón) a las tareas de cuarentena antes de volver a tierra para así garantizar que no transmitirían ninguna enfermedad contagiosa. La isla menor (San Antón) era denominado el lazareto sucio, donde se trasladaba a los infectados, detectados durante la cuarentena, para morir.

Residencia Stella Maris

Residencia Stella Maris

Entorno de la Isla de San Simón

Entorno de la isla

Jardin y cafetería

Jardin y cafetería

Puente entre San Simón y San Antón

Puente entre San Simón y San Antón

Centro de Interpretación y documentación

Centro de interpretación y documentación

Arbol Centenario

Arbol centenario

Vistas desde la Isla de San Simón

Vista desde la isla

Campo de concentración

Un sendero flanqueado por arbustos de Buxos rememora la etapa en la que la isla fue utilizada como campo de concentración y exterminio desde 1936 a 1943 para albergar a los prisioneros republicanos durante la guerra civil española y los años posteriores a ésta.

Las condiciones infrahumanas llegaban a niveles tan extremos que los presos, cuando dormían, dependían del silbido de un encargado para poder darse la vuelta de manera que todos lo hicieran a la vez y nadie acabara aplastado. El nivel de hacinamiento de prisioneros llegó a ser tan elevado que algunos se quitaron la vida antes de seguir en esa situación.

Paseo de arbustos de Boj

Paseo dos buxos

Casa de la cultura y los deportes de mar

Casa de la cultura y los deportes de mar

Un puente de piedra es la única vía de comunicación entre las dos islas. En la isla pequeña, además del edificio que servía como residencia para los últimos días de los moribundos en la época de leprosería, también se puede visitar la zona destinada como paredón para los fusilamientos masivos de prisioneros de guerra.

Años después de que se cerrara esta prisión, la isla fue utilizada como casa de verano de la Guardia de Franco, hasta que, en 1950, 43 tripulantes de la embarcación A Monchiña murieron al hundirse ésta debido al mal tiempo. Prácticamente ninguno de ellos sabía nadar.

Crucero en honor a las victimas del accidente de A Monchiña

Crucero en honor a las victimas del accidente de A Monchiña

Tumbas

Tumbas

Isla del pensamiento

En 1999 la isla se declaró de interés cultural y se restauró con el objetivo de servir como memoria histórica de los hechos acaecidos. Para ello se recuperaron los edificios y el entorno natural que lo rodea. Actualmente sirve como Isla del pensamiento, como punto de interés para diversos artistas y punto de reflexión.

Isla de San Simón

Vista de la isla

Una visita de una duración de 2 horas pone en perspectiva cientos de años de relevancia estratégica de este pequeño pedazo de tierra.

¿Has estado alguna vez en la isla? ¿Conoces algún otro rincón con historias similares?

Estas y más fotos en este album de Flickr!

También te interesará

Cueva Rei Cintolo

Cueva del Rei Cintolo: Turismo de subsuelo en Mondoñedo

La cueva del Rei Cintolo es una de las más agradables y desconocidas visitas en territorio gallego que hemos podido […]

Leer más
7_rincones_lalin

7 rincones de Lalín que no deberías perderte

Decantarse por que lugares ver en Lalín cuando todo el Concello abarca bastante territorio y muchos de esos puntos están […]

Leer más
lalin

Lalín, conoce la ciudad que custodia el centro de Galicia

Lalín es una de esas ciudades gallegas que, incluso para los que también somos gallegos, muchas veces obviamos. Si, supongo […]

Leer más