Madrid: Rehabilitando antiguos mercados

Mercado de San Miguel

En el mismísimo centro del centro de Madrid, a escasos minutos a pie de la puerta del Sol o de la plaza mayor, es posible encontrar un antiguo mercado completamente rehabilitado y transformado en un pequeño centro orientado a la degustación de delicatesen, y la adquisición de productos de alto nivel.

El Mercado de San Miguel es toda una vuelta de tuerca al tradicional concepto de mercado de barrio que acerca al publico los productos de gourmet a unos precios razonablemente asequibles (tal vez algo elevados de precio, pero ajustados si se tiene en cuenta la calidad de muchos de ellos) que se pueden consumir en forma de tapas o raciones acompañadas de una caña o un vino dentro del propio mercado, en las múltiples barras de los distintos establecimientos o en las mesas distribuidas por todo el recinto.

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Debido a la afluencia de gente y a lo bien aprovechado del mercado, el espacio no es una de sus señas más características, pero lo compensa sobradamente con un buen ambiente festivo y una amplia variedad de productos.

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Y es que la idea de “reciclar” el antiguo mercado en el rincón gastronómico que es hoy, surge de una iniciativa promovida por la asociación El Gastronomo de San Miguel, que inspirándose en una filosofía como la que se aplicó en el mercado de La Boquería de Barcelona, lleva a sus miembros a ensalzar los detalles arquitectónicos del recinto en 1999 y complementarlos con una gran variedad de alimentos de temporada ofreciendo todo tipo de preparaciones novedosas a casi cualquier hora del día.

Complementan su oferta con múltiples eventos culturales y orientados al ocio, no siempre relacionados con la cultura gastronómica en si, con el objetivo de aumentar la oferta cultural del barrio.

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

Mercado de San Miguel

A esta original idea de reaprovechamiento le siguen otros mercados como el de San Antón en Chueca, con unos espacios mucho más abiertos debido a un mayor tamaño del edificio, que distribuye su oferta en tres plantas, acercándose más a un tapeo de cena de fin de semana que al ambiente Vermut matutino al que invita el Mercado de San Miguel.

Los precios son algo más reducidos que en el mercado de San Miguel, tal vez al no contar con la gran popularidad de éste, pero también gana en variedad al permitirse ofrecer igualmente productos típicos de mercado como carne, fruta o verdura preparados de diversas formas, así como productos de origen extranjero que amplían la variedad de opciones a disfrutar.

Mercado de San Antón

Mercado de San Antón

Mercado de San Antón

Mercado de San Antón

Es por tanto una oferta culinaria interesante para incluir en un paseo por Madrid dependiendo del barrio que se esté visitando, siendo asequible sin renunciar a comida de calidad.

Madrid, Enero 2012